• Montse

Acoso laboral, ¿qué es?

Es posible que ciertas conductas de acoso pasen desapercibidas; ya sea porque no las consideremos “graves” o bien porque ya nos hayamos acostumbrado a ellas. Conocer las características principales del acoso ( o "mobbing") puede ayudarnos a tomar consciencia: "exposición a conductas de abuso de tipo físico, psicológico o sexual; que se prolongan en el tiempo; hacia una o más personas; y por parte de una o más personas.".


El acoso puede manifestarse en diferentes formas, según sea de naturaleza física, psicológica o sexual. A continuación veremos algunos ejemplos:


- De tipo físico:

•Mostrar una actitud violenta.

Gritar.

Perseguir a la persona en cuestión.

•Realizar llamadas telefónicas con el objetivo de increpar.

•Poner en riesgo su integridad.

Robar o dañar sus pertenencias.


- De tipo psicológico:

Ridiculizar a la persona, imitando o haciendo burlas sobre su forma de andar/hablar/gesticular…

Ignorarla como si no estuviese presente.

•Darle tareas sin importancia, o por lo contrario, sobrecargarla o reducir los plazos de entrega para ponerla al límite.

•Menospreciar sus capacidades o hacer críticas destructivas sistemáticamente.

Contradecir constantemente a la otra persona con el objetivo de que se sienta confusa acerca de su percepción, opinión y memoria (“hacer gaslighting”).

•Sabotear su trabajo.

Amenazarla.

•Difundir rumores o “envenenar” a sus compañeros de trabajo para aislarla.


- De tipo sexual:

•Llevar a cabo tocamientos o acercamientos no deseados por la otra persona.

Invadir la distancia corporal de forma que se incomoda a la otra persona.

•Hacer comentarios o apelaciones sobre el aspecto físico.

•Hacer supuestos cumplidos o piropos que no proceden en el contexto laboral.

•Silbar.

•Hacer gestos de naturaleza sexual.


En próximas entradas hablaremos sobre qué podemos hacer cuando somos testigos, o cuando sufrimos lo que entendemos como "acoso".




34 vistas0 comentarios