• Montse

4 características del Tr. Límite de personalidad

El trastorno límite de la personalidad se caracteriza por ser un patrón de comportamiento consistente a través de los años (con inicio en la adolescencia o temprana adultez), y a través de las situaciones (afecta al ámbito personal, laboral, familiar…). No se trata de una reacción a una situación específica que se da de forma aislada, sino de una forma de interpretar y relacionarse con el mundo que acompaña a la persona a lo largo de toda su vida.


El trastorno límite de la personalidad se caracteriza por:



1.Incapacidad para gestionar las emociones


Ante una situación que supone un cambio en las emociones, las personas con trastorno de personalidad límite tardan más tiempo en procesarlas y en volver a estar eutímicos (estado de ánimo neutral). Esto es debido a que experimentan las emociones de forma más intensa y durante más tiempo.



2.Desconfianza hacia lo que sienten o negación de sus propias emociones


Las personas con trastorno límite de la personalidad se dan cuenta de que procesan las emociones de forma distinta que los demás. Esto les crea dudas acerca de su gestión emocional, llevándoles a, en ocasiones, negar lo que sienten.



3.Impulsividad


Lo que la mayoría de personas solemos hacer ante una situación que nos genera dudas, es analizar lo que ocurre, explorar posibles opciones teniendo en cuenta experiencias pasadas y actuar según las hipótesis que formulamos.

Sin embargo, las personas con trastorno de personalidad límite no están seguras de cómo interpretar la realidad, ya que las opiniones externas que reciben les generan dudas. Como resultado, deciden guiarse por sus emociones, ya que es lo que sienten como algo real.


La impulsividad puede llevar a conductas que atentan contra la integridad física y moral de uno mismo, principalmente motivadas por el intento de calmar el malestar que sienten.



4.Relaciones extremas


La mala gestión emocional, la impulsividad y la inseguridad personal son los ingredientes perfectos para relaciones sociales extremas. Conductas típicas de las personas con trastorno límite de la personalidad son: búsqueda de complicidad en un muy breve periodo de tiempo, forzar situaciones, exigir exclusividad, contacto excesivo, incapacidad para poner límites…


Las otras partes no suelen estar en el mismo punto, por lo que la inseguridad acaba haciendo que las personas con trastorno límite de personalidad desarrollen depresión y ansiedad, como resultado de la soledad.



Si sientes que lo anteriormente dicho y sientes que ha llegado el momento de actuar, ¡no lo dejes pasar!




139 vistas0 comentarios